canal warnemünde

Warnemünde y Rostock (II)

Después de haber pasado la mañana conociendo el pueblo de Rostock, decidimos dedicar el resto la tarde de nuestra parada en Alemania a visitar el pueblo de Warnemünde.

 

Nos reservamos esta visita para el final porque en un principio, después de pasar horas y horas buscando información para preparar el viaje, daba la impresión de que este pueblo tenía poco para ofrecer más allá de un paseo por su calle principal y una vista de lejos de su playa.

 

Las opiniones que encontramos de otros viajeros parecía que lo dejaban más como un pueblo para terminar el día antes de subir al barco. Seguramente en la mayoría de estos casos la temperatura no acompañaba mucho la visita y de ahí que no se recomiende tanto Warnemünde. Este pueblo está considerado como “el balneario” de la zona por lo que tiene su gran atractivo en épocas de calor.

 

 

canal warnemünde

 

Qué ver en Warnemünde

 

Por suerte para nosotros durante todo el crucero nos encontramos con una ola de calor en todos los destinos propia del Mediterráneo. Creo que el día que pasamos en Warnemünde fue uno de los más calurosos de la temporada y se notó bastante porque la playa estaba llena de visitantes locales, cosa que a priori no te esperas encontrar en Alemania en agosto (para eso está Mallorca 😉 ).

 

Fue una sorpresa la cantidad de “chiringuitos” y bares que había en la zona para ser un pueblo tan pequeño. Así que ya sabes, si al atracar en el puerto te encuentras con un día soleado, prepara el “kit playero” porqué te anticipo que esta será tu única oportunidad de bañarte en una playa en condiciones durante el resto del crucero…

 

playa warnemünde

 

El resto de la tarde la dedicamos a dar una vuelta por el pueblo. Warnemünde está repleto de casas bajas muy pintorescas dignas de una postal. Salvo la parte más cercana al puerto que suele estar llena de turisatas, el resto de Warnemünde es un lugar muy tranquilo y agradable para pasear por él.

 

 

casas warnemünde

 

En lo referente a edificios emblemáticos o lugares a visitar, en la zona centro podéis encontrar la iglesia que es probablemente el edificio más representativo de la localidad.

 

iglesia warnemünde

 

Qué hacer en Warnemünde

 

Por supuesto no podía falta la parada obligada de todo viajero en Alemania: ¡degustar una cerveza! 😉 . Alrededor del canal que atraviesa el pueblo tenéis todo tipo de bares, restaurantes y tiendas. Os aconsejo ir hacia la zona de esa misma calle cercana más al puerto o hacía alguna de las cervecerías de la zona centro. En estas zonas hay menos turistas, más cervezas locales y los precios son bastante más bajos.

 

Durante la parada también tienes tiempo de sobra si quieres cenar en Warnemünde aunque no vas a encontrar mucha variedad ni probablemente ningún tipo de comida que te atraiga más que el menú del barco. La mayoría de los viajeros suelen aprovechar la tarde para tomar algo pero pocos se quedan a cenar en el pueblo, aunque también es cierto que esto suele ser bastante habitual en todos los cruceros independientemente de la escala.

 

Y hasta aquí la primera parada del crucero por Escandinavia y Rusia. Como habréis podido ver, si no queréis realizar el viaje a Berlín también tenéis mucho que ver en esta zona.

 

Visita a Rostock:

Qué ver en Rostock

Otras entradas del crucero:

Crucero por Escandinavia y Rusia

Información del puerto de Warnemünde:

Rostock port

 

 

Deja un comentario

Close